11 sept. 2012

Minicupcakes de limón! Bocaditos deliciosos!


Hoy traigo una receta de una de las pastelerías que más importantes del mundo mundial... Toma ya!
Cupcakes de limón de la Primrose Bakery de Londres! Mmmmmmmmmmmm! Y además en versión mini!


Antes de nada, tengo que decir que los cupcakes de limón no me apasionaban. Me daba miedo que el limón cortase la masa y que me saliesen unos cupcakes horribles por culpa de eso.
Una amiga de Barcelona, Mireia, que también hace cupcakes y tartas, me dijo que los tenía que probar y me iban a encantar. Me los vendió muy bien...  Y bueno, no le pude decir que no, y aquí estoy! Gracias Mireia!


La receta la saqué del libro "Cupcake from te Primrose Bakery". El libro lo compré en Amazon y la verdad que es genial y me parece imprescindible...


Vi la receta, hice la traducción y la adapté a mi manera... Tenía ganas de hacer minicupcakes y decidí probar con esta receta!
¡Ay qué chiquitines!


Lemon Cupcakes
Ingredientes para 12 cupcakes grandes o 48 minicupcakes
110g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
225g de azúcar caster (con azúcar blanco normal también nos sirve)
2 huevos grandes
150g de harina con levadura
125g de harina normal
90ml de leche semidesnatada
30ml de zumo de limón recién exprimido
1 cucharada (tbs) de ralladura de limón
1 cucharadita (tsp) de crema agria (con yogur griego también vale)


Ingredientes Buttercream
115g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
30ml de zumo de limón recien exprimido
2 cucharaditas de ralladura de limón
500g de icing sugar o azúcar glas


Elaboración
Precalentamos el horno a 160ºC y ponemos las cápsulas en el molde.
Batimos la mantequilla con el azúcar y vamos añadiendo los huevos uno a uno sin parar de batir.
Añadimos la harina tamizada, la crema agria y la leche para que ligue todo. En último lugar añadimos la ralladura de limón y el zumo.
Lo ponemos en las cápsulas. Llenamos unos 2/3 y no más, puesto que suben bastante... Los horneamos hasta que un palillo salgan limpios.
Los dejamos en el molde 5 minutos y después los pasamos a la rejilla para que se enfríe.

Para hacer el buttercream batimos la mantequilla hasta que blanqueé. Después añadimos el azúcar y seguimos batiendo. En último luegar y cuando el buttercream tenga la textura adecuada, agregamos el zumo y la ralladura de limón.


 El inconveniente está en el tamaño... ¡Son tan chiquitines que no puedes parar de comer!

2 comentarios:

  1. Que pinta mas buena!!! me quedo por aqui me gustaria seguir leyendte. Un saludo

    ResponderEliminar

Gracias por hacer crecer mi blog con tu comentario. ¡Los leo todos y también contesto a ellos! ¡Mil gracias por visitarme y escribir aquí!